marzo 12

#85 Mensajes potentes

Atractor

0  comments

MENSAJES POTENTES

Qué falla en tus mensajes

Muy buenas Atractor bienvenido, capítulo 85 y hoy vamos a hablar un poquito de mensajitos, pero sólo un poquito, porque lo cierto es que ya hay bastante información por mi parte en este tema.

Así que voy a ser muy breve —buena noticia ¿no?— y os voy a dejar también las notas del programa, pues un podcast en el que hablé en profundidad de ello y un artículo muy interesante.

Pero no me voy a enrollar más, así que vamos con la pregunta de este capítulo 85º.

Temas y timing en los mensajes

Hola Ray, hola Atractores, soy Lalo de Ciudad de México, de nuevo. Ahora con una nueva duda respecto a un tema un poco cliché que serían los mensajes.

Antes que nada, quisiera aclarar que sí contemplo que los mensajes son el puente temporal entre que la conoces y sales con ella.

Pero tengo aquí dos problemás, uno más preocupante que el otro.

El primero sería que me preocupa un poco porque es en general en todos los mensajes, que realmente en persona sean los temas, las cosas, todo.

Pero el mensaje siento que a veces simplemente no sé ya qué  mandar o qué decir o simplemente no me apetece tanto enviar mensajes.

Y sé que ahorita en estos tiempos modernos es una cuestión vital. Bueno no vital, pero la esencia es como la pimienta en la carne, se podría decir, una especie.

Y la otra situación es de que a veces no sé medir el tempo de estos, por lo mismo de que no sé qué mandar.

A veces una conversación de chat que pudo empezar regulera, simplemente termina haciéndose de emociones y entonces ahí es donde yo digo diablos ¿qué hago para que ya no se vaya el caño?

Y la invitó a salir o algo así, pero pues ya es demasiado tarde y el pastel ya se quemó. Estuvo demasiado tiempo en el horno.

Y luego, también el caso contrario, pues yo digo ¡oh diablos!

Pues si soy malo en esto ¿por qué no acelero el proceso? Y las invitó a salir demasiado pronto en mi consideración y sale un poco crudo y yo sé que ese no es el problema —invitarla demasiado pronto— sino que ya no sé cómo reaccionar a veces ante el rechazo.

Bueno Ray espero haberme explicado bien estas dos dudas.

Bye Atractores.

Bienvenido Lalo de nuevo, desde México y gracias por tus inquietudes.

Bien, de esto ya como he dicho al principio, he tratado bastante en profundidad previamente, con lo cual tampoco voy a enrollarme como me es habitual.

Y voy a tratar de contestarte lo más breve posible, porque básicamente tenéis un podcast de unos casi 50 minutos, que es el número 32 que va sobre el juego telefónico.

Y luego tenéis un artículo que se llaman las cinco claves para que tú WhatsApp sea irresistible para ellas.

No me desenvuelvo bien con mensajes

Por lo que básicamente está todo el bacalao «repartido» pero vamos a tratar temas más específicamente ¿no? Tu parte y es que parece ser que no te desenvuelves bien con los mensajes.

Tengo que decirte que no te preocupes, es normal, nos pasa a todos, nos pasa hasta en las mejores familias, como suele decir, hasta los más experimentados en la mensajería, no es infalible y hay muchos factores que escapan realmente a tu área la influencia.

Entre ellos pues el como haya ido la interacción, pero bueno como en las circunstancias puede pasar algo tan surrealista.

Como el que hayas conocido una chica en la calle, hayas ido a hablar con ella, hayas conseguido su número de teléfono y te haya ido genial, todo haya sido maravilloso.

Y cinco minutos más tarde, cuando te das con el teléfono pensando genial ya le escribo más tarde, pues haya aparecido otro que haya hecho exactamente lo mismo, pero «mejor» o «diferente» y le haya llamado más la atención y decida que el otro es más interesante ¿no?

Es un poco surrealista que suceda de esa manera, no es lo más habitual.

Pero puede suceder cualquier cosa, hasta que aparezca su ex novio de la infancia que se fue por estudios y de repente vuelve con ella y vuelve a donde está ella y vuelven a quedar y aunque tú pues ¡jolín! Tenías todas las papeletas y estás ahí.

Estabas haciendo un trabajo excepcional, pues no puedes competir con los años, la experiencia, la imagen que tiene ella de esa persona que no es que lo dejaran porque acabaran mal, ni nada parecido.

Sino porque el destino los  «separó» y ahora tiene la oportunidad de volver, en fin.

En cualquier película de sobremesa de éstas de los sábados o domingos por la tarde, puedes ver una temática de esas, pero básicamente eso.

No sé qué mandar

No pienses por un lado que realmente eres malo tú, sino que es un arte y aún así parte del arte de los mensajes es saber llevar bien, con dignidad el no éxito.

Eso de hecho te dará más éxito y realmente un mensaje no es lo que existe en el puente temporal solo, no es aquello que existe entre que la dejas de ver y la vuelves a ver, no necesariamente.

En realidad es la única forma de contacto con ella que tienes en ese periodo, es la única manera —ojo a menos que seas famoso y cosas así— si eres un tío bastante influyente.

Si tienes un canal de YouTube que te ve mucha gente, por ejemplo, por poner algo más a mano.

O si eres alguien que hace cosas visibles, no sé, trabaja en televisión que trabaja en radio, lo que sea.

Si tienes una forma de llegar a la gente pues evidentemente puede que esa chica cuanto más relacionado con lo que a ella le puede interesar.

Puede ser que esa chica evidentemente no necesite ni los mensajes porque esté escuchándote, viéndote y muy probablemente en ese caso hasta sea ella la que te mande los mensajes a ti, por el interés de estar cerca tuyo.

Pero bueno, si no es el caso, si eres un ciudadano de a pie, lo cierto es que lo único que tienes son esos mensajes que os enviáis.

Así que realmente los mensajes no es eso que existe, sino es la única manera de que esa persona se acuerde de ti y empiece a tener ganas o interés en conocerte.

¿Cómo son los cimientos?

Pero como digo, si no estás teniendo mucho éxito, tienes que revisar varias cosas que vas a poder revisar muy bien tanto en el podcast como en el artículo que son los cimientos, como digo.

Los cimientos es la interacción previa, el concepto que ella tiene de ti ¿qué conclusiones ha sacado? ¿Cómo te ve? ¿Realmente qué le has sub comunicado? ¿Qué le has proyectado?

A nivel interno realmente, puede decir ¡qué chico más majo! Que le di mi número y tal, pero puede que te lo diera por cortesía, puede que te lo diera para que le dejaras en paz.

Pensó, le doy el teléfono y así, pues ya se va y luego ya me la suda, con no contestar va a ser suficiente, no voy a volver a coincidir con esta persona quizá etc.

Interacción previa 80%

Entonces, es importante esa interacción previa, esa forma en que la conociste o cuando coincides con ella, porque igual coincides de vez en cuando.

Cuando vais a algunas fiestas o algunos lugares específicos, es mucho más importante tu presencia física, ahí es donde más proyección tienes.

¿Cómo es tu perfil?

También es importante en este caso si hablamos de WhatsApp, pues como tienes de cuidado tu perfil de WhatsApp, que no hay mucho que cuidar, es una foto y una frase, pero todo suma y todo resta.

De la misma manera en facebook, de ahí por supuestísimo que suma muchísima más, porque estamos hablando un perfil mucho más elaborado, con fotos, con amistades, hay mucha más información, etc.

Entiende sus necesidades y aprende a satisfacerlas

La clave fundamental a la hora de mensajearte —en todo momento, pero ya estamos hablando de mensajearnos— es que debes entender sus necesidades y aprender o saber cómo satisfacerlas eso es lo fundamental.

Esto significa que cuando la has conocido y has estado hablando con ella, has estado conociéndola.

No puedes ir con la mentalidad de: a ver que le digo, a ver qué hago para acostarme con ella. O para atraerla o para seducirla o llámalo como quieras.

Con esa mentalidad te estás perdiendo la importancia de que delante de ti tienes un ser humano, tienes una mujer con unos deseos, con unas necesidades, con una voluntad, con ganas de vivir.

Y cómo tú, puedes satisfacer realmente esos deseos, esas ansias, esa vida, que ella anhela vivir.

Si estás pensando que frase o lo que sea va a conseguir abrir de este caso sus piernas, pues lo tienes complicado.

O por lo menos estás jugando en un porcentaje muy reducido porque tienen que alinearse  muchos planetas a la vez.

Como que sea su tipo de hombre, como que esté en su semana de venus —semana de venus es que está más abierta, más receptiva, o que tiene ganas de sexo, etc.

Hay muchas cosas ahí, estás yendo a un mercado muy nicho, que se divide en el marketing.

Ojo, si igual haces eso con mil mujeres, o sea, si vas a mis mujeres a proporcionarles sexo de calidad.

Igual con un 1 por ciento de conversión, diez mujeres estarían dispuestas a tener sexo contigo, así de buenas a primeras.

Pero igual, con una estrategia así no tienes un uno por ciento conversión, es uno por mil, que sería una. Ya sería algo, pero igual ni eso.

Sin embargo, si te centras en una persona que tienes delante, que es mujer y que le gusta el sexo y que le gusta disfrutar el sexo, pero no con cualquiera.

Sino con ese hombre que ella siente que le va a ofrecer una experiencia única, plena y totalmente para repetir, repetir y repetir.

Pues tienes que centrarte eso, en las emociones, en la psicología, en que tienes delante una persona; no es una mujer solo, es una persona que tiene anhelos, deseos, voluntad de hacer cosas.

Y que tú tienes que de alguna manera preguntarte en todo momento ¿esta chica qué es lo que quiere? ¿Esta chica qué es lo que «desea» que yo puedo complacer?

Y esto no lo cojamos con pinzas, no sólo es convirtamos en un pagafantas y démosle todo lo que nos pida a cambio de sexo, tampoco es eso.

Hablamos a nivel mucho más profundo, personal, ella puede estar diciéndote la típica frase de «no creo en el amor» y no creo en el amor es como si un hombre te dice «no creo en el sexo». Es ridículo.

Ellas por supuesto que creen en el amor, cuando dicen que no creen en el amor es que realmente te están diciendo que hasta la fecha se sienten traicionadas o engañadas y por lo tanto prefieren protegerse.

Pero en realidad en el momento en el que alguien sepa abrir ese caparazón y ofrecerles el amor que anhelan, se van a abrir como una flor.

Entonces, básicamente y esto no es muy sencillo como puede estar viendo esto ya y elucubrando y contando cositas, pero no son sólo palabras, son hechos, es conocerla, es ver a través de sus ojos, de su alma.

Evidentemente, no es como digo sencillo y no necesariamente vas a saber hacerlo, pero sólo la intención, sólo esa forma de ver, de tratar con ella/ellas, pues te va a desmarcar, te va a clasificar en una realidad distinta.

Y poco a poco, con el tiempo, vas a ir desarrollando realmente, detectando esas necesidades, esos anhelos y se va a plasmar tanto en que ella/ellas va a notar que cuando estás con ella, estás con ella.

Estás presente, estás interesado, está siendo ¡wow!

No solo tienes esa atención focalizada en ella, sino que además tu forma de hablar y la forma de expresarte y todo lo que estás comentando le está sub comunicando a ella que realmente quieres y puedes satisfacerla a muchos niveles.

A nivel emocional, a nivel físico, a nivel sexual a nivel de «toda índole», que le va a hacer eso
experimentar algo que merece la pena ser vivido, que sería la frase épica.

Y esto también nos lleva al segundo punto, a la segunda pregunta que es —en este caso la primera que no sabes cómo desenvolverte en los mensajes, claro, los mensajes son una pequeña parte del todo.

No es lo más importante, en este caso es la herramienta que tiene, es la única vía en la cual te puedes comunicar con ella y cuanto más entiendas que realmente lo que necesitas es satisfacer esa necesidad que ella tiene a nivel emocional-sexual, pues más efectivo vas a hacer con ellos.

Un inciso, dos cosas muy breves, lo primero conexioninstantanea.com ya sabes, es el lugar donde puedes sacar tu atractivo.

Aflorar al máximo nivel con cursos mucho más detallados, específicos, incluso tú puedes solicitarlos, así que visita conexioninstantanea.com infórmate y allí te espero.

Y por otro lado, tengo algo muy interesante que compartir contigo y es un vídeo súper súper productivo que te va a aportar un montón.

De mi gran amigo Jorge Cuervo, preparador de memoria de alto rendimiento y fundador de turbomemory.net donde vamos a ver un vídeo, donde vamos a poder multiplicar nuestra memoria hasta por 4.

Para ello, está en YouTube, pero te voy a dejar el enlace del vídeo, en las notas del programa en atraidasporti.com

Hay tres test muy interesantes para ver qué tipo de memoria tienes, son apenas 12 minutos de vídeo muy muy amenos, así que te recomiendo que le eches un vistazo.

Hagas los tests y pongas tus resultados, los compartas y descubras lo que él llama el método VES (Visualización Equivalente Surrealista).

No tiene desperdicio, yo de ti no me lo perdería, pero aquí termina todo, seguimos con la segunda parte de la pregunta.

No controlo el tempo

Por otro lado, la otra duda era que no sabes controlar el tempo y claro, eso es parte de esa comunicación. Fíjate que en un mensaje tenemos las dos partes, la parte verbal y la parte no verbal igualmente.

Es decir, la «parte verbal» sería el texto, sería lo que escribes, lo que ella lee e interpreta de tus palabras, pero la parte no verbal es el tempo.

Es cuando los envías, qué longitud tienen los mensajes que envías, cuántos envías, no sólo cuando sino cuántos, el volumen que tiene, la largaria.

Acaba vaciándose de emociones

En fin, todo eso que no es el texto per se, pero que a ella le comunica pues que estás bastante atento de ella, o que estás necesitado y envías muchos mensajes que no están justificados y por lo tanto estás aburrido, no tienes mucho más que hacer.

O que está muy justificado, muy personalizado, que la entiendes, entiendes sus necesidades, etc.

O sea, el qué, es el texto, es el verbal y el cómo, realmente el cómo encierra el por qué, es el no verbal y eso evidentemente es otro de los artes del texto.

Se quema el pastel

Si te das cuenta, todo envuelve y todo es importante, me ha gustado la analogía que has puesto de que aveces se te quema el pastel y otras veces sale demasiado crudo.

Es decir, a veces estas tanto rato en el mensaje que al final se vacía de emociones, que eso, evidentemente pierde esa frescura, todo lo que en un principio prometía se estanca, básicamente.

Voy demasiado rápido

O bien dices, vamos a acelerar el proceso, vamos a  entrarle caña porque si no se me va a quemar.

Me gusta mucho la analogía porque piénsalo: ¿qué prefieres? ¿Que se te queme el pastel o que se te quede crudo?

Yo creo que si se te ha quemando, se te ha quemado.

Recuperar un pastel quemado es más complicado, por así decirlo.

Aunque esto no son pasteles, estamos hablando de personas, de psicología y básicamente la analogía sería que ese pastel hay que tirarlo, o sea, esa conversación hay que dejarla que fermente, por así decirlo.

Y en otro momento donde tengas otro impacto ya sea que has vuelto a coincidir con ella.

Ya sea que ella, como decía antes, tienes algún programa de algún tipo un YouTuber, lo que sea y ella ve algo que le llama la atención y entonces te contacta, etc.

Volvéis a cocinar un nuevo plato y entonces ahí puedes volver a trabajar, de otra manera, sabiendo que de la manera que lo hiciste antes se te quemó.

Pero como norma general y partiendo de la base de que no queremos que se nos quemen los pasteles, vamos siempre a «tratar de hacerlo al punto». Ahí que esté crudito, pero que esté bien, lo «necesario» pero ya está.

Lo necesario, de hecho la función de esa comunicación espacio-temporal en la cual no estáis viendo es volver a veros.

Entonces lo que hay que hacer es tratar de conseguir que esa persona llegue a un punto o esa mujer llega al punto en el que le apetezca seguido volver a verte y entonces ya se acaban los mensajes y os veis.

Así que realmente tenemos que hacerla al punto, al punto poco hecho, no muy hecho, que a veces puede estar bien, que esté muy hecho, pero evidentemente que no se nos queme.

Entonces, básicamente lo que quiero decir con esto es que está bien que utilices una estrategia más de poco hecho.

Porque también ¿qué pasa? Es más fácil rectificar en el poco hecho  —por así decirlo— que en el quemado. O sea, cuando se te ha quemado, es como que ya ella ha perdido interés y ya le da igual todo.

Y muy probablemente le digas de quedar y ella te dé excusas o tarde mucho contestar, etc.

Sin embargo, si está todavía cociéndose el pastel y está crudito y entonces le dices de quedar y la chica te pone alguna excusa o lo protege o lo que sea, no pasa «nada».

Porque sí, te ha dicho que no, pero el pastel no se ha quemado, sigue estando crudo.

Entonces, aún puedes seguir calentando un poco más, seguimos con la analogía que ya te digo me gusta mucho y podemos seguir y a ver si llegamos al punto.

Y el punto es el momento de volver a proponerlo y si tampoco, pues un poco hecho.

O sea, muy hecho quiere decir que lo hagas un poco más y en cualquier caso pues esto no es ni más ni menos que calibraje.

Que saber empezar a detectar ese tipo de interacciones hasta donde te llevan, porque a veces uno se da cuenta de que se te va a quemar y aunque se te va a quemar, no se ha hecho bien ¿vale?

Sale demasiado crudo

Estás ahí como diciendo se me está quemando por fuera y por dentro está crudo. Aquí no está funcionando bien la cocción y claro si se te quema por fuera y por dentro se queda crudo, significa que ella va perdiendo el interés.

Y sin embargo, no has llegado al núcleo, al corazón, no lo «has hecho bien» ¿Te comerás la carne o el pastel? con lo cual te quedas pues quemado y crudo por dentro.

En la peor forma posible ¿verdad? Lo que mola es que se te quede por fuera tostadito y por dentro bien hecho bien jugoso y que funcione ¿no?

Entonces, a veces es mejor en ese caso dejar un poquito de aire.

Ya te digo igual está incluso pasar más de ese plato que no se llega a quemar dejarlo en stand by y entonces buscar cualquier otro momento, ya sea más adelante.

En este caso yo te aconsejo también que no esté solo digamos, haciendo un solo pastel, por así decirlo.

Sino que tengas más platos en marcha porque pues si uno falla no te quedas ahora con la necesidad de tener que terminar ese plato bien y cagarla más.

Sino que hay otros platos muy interesantes que te van a servir para que ese primero lo puedes dejar reposar.

O incluso decir bueno este plato ha salido mal, lo dejo, lo tiro a la basura y cuando pueda vuelvo a rehacer el otro plato que va a ser —pues cuando encuentres algún tipo de justificación.

Que ojo puede que sea ella la que mínimamente te diga ¡ay! ¿Qué tal? ¿Cómo estás? Y te de pie o si no encuentres algo justificado para que puedas volver a empezar otro pastel con ella.

A empezar otra interacción porque has encontrado algo que te recuerde a ella, que sea genuino, que se lo puedas decir y que ella pues vaya a responder bien.

Diga pues mira sí, este chico me acuerdo de que esto estaba así, el chaval por ahora neutro porque no se va a quemar el pastel, pero tampoco es un pastel brutal.

Y no sé si estoy siendo demasiado metafórico y si me entienda, pero bueno, siempre que vayamos a cocinar un nuevo pastel, a hacer un nuevo plato, tiene que estar justificado, siempre vamos a volver a hablar con ella.

Siempre que nos comuniquemos con ella tiene que tener algún tipo de justificación y en este caso queremos volver a verla, esa es nuestra voluntad.

Tampoco podemos estar mareando la perdiz infinitamente porque puede ser que no se nos queme el pastel, puede ser que el pastel esté en perfecto estado y se mantenga mucho tiempo bien.

Pero como decía antes, por fuera no se te queme, pero por dentro este crudo.

Es decir, que entres en la zona de amigos en las friend zone, que ella diga: que chico más bajo, le cuento mis cosas me cuenta sus cosas, todo genial, pero aquí no hay atracción por ningún tipo y de hecho estoy muy a gusto con él.

Pero si le propones algo, entonces ella empieza a decir: ¿cómo? ¿Cómo? ¿Qué me estás contando? Si la relación que hay entre tu y yo está clara.

O sea, nos compartimos cosas, estamos súper a gusto, nos llevamos súper bien compartimos muchos intereses en común, pero yo te veo como un amigo, te quiero un montón como amigo.

Entonces ¿qué ha pasado? Pues ahí que no se nos ha quemado el pastel, desde luego, pero el interior nunca va a llegar a cocerse porque por lo que sea no hemos profundizado.

Igual, no hemos metido bien ese pastel en el horno —por así decirlo— ha habido algo que no vemos, que no hemos hecho bien, que en muchos casos será sexualizar igual ser un poco más direccionales, etc.

Entonces, claro tenemos que tener en cuenta eso siempre ¿cuál es nuestro objetivo? ¿Qué queremos? ¿Qué nos acerca a ello? Y ¿qué nos aleja?

Y qué nos acerca a ello en el momento digamos propicio adecuado, no sólo el tempo, sino como ella está receptiva, no receptiva, puede que al poquito de reconocido si quedas con ella eso siga adelante.

Pero si lo alargas, si no haces cosas que ella entienda que lo hagas, porque tienes justificaciones, cualquier tipo de justificación que impide que os veáis.

Pero que cuando os veáis esto va a continuar pues igual ella puede entender que sencillamente tiene un amigo y quedarse ahí.

Mejor crudo que quemado

Como puedes ver, no es super mega simple y sencillo, hay muchas variables, pero ante la duda ve por lo crudo y no obstante ve lo más rápido «posible» y remarco «posible», porque no siempre va a ser le voy a mandar un mensaje ya directamente.

Puedes probarlo, yo muchas veces he hecho ese tipo de mensajes de nada más eso le digo de quedar porque por un lado si me dice que sí, mira la que me he ahorrado.

Imagínate la faena que me ahorrado y si me pone alguna excusa, ya sé que no es el momento, voy a tantear, voy a despertar esa necesidad, esa voluntad, esas ganas que tiene ella de hacer algo.

O sea, voy a tratar de encontrar qué es eso que la hace vibrar y luego apelando a eso le voy a decir de quedar.

Porque ella ya de repente está visualizando si está haciendo algo guay o está visualizando si está  teniendo una experiencia intensa.

Y entonces soy yo el que me meto en esa imagen y soy parte de esa vivencia, de esa visualización que ella tiene.

Con lo cual difícilmente te puede decir negro, pero si me dice que no, por lo menos no me dice que no dándole igual, sino que algo le pica básicamente.

Bueno espero no haberme mareado demasiado, como os digo, hay un podcast bastante extenso ya y un artículo muy interesante que ya hablo más en profundidad.

Pero aquí básicamente es vamos a tratar de hacer cosas que nos acerquen a nuestro objetivo sin cagarla, evidentemente, sin que se nos queme, no metas el pastel a 200 grados y ahí en seguida se te vaya a quemar.

Tienes que encontrar cuál es la temperatura ideal para que eso se vaya cociendo poco a poco, para que llegue y se profundice, el centro no se te quede crudo, el núcleo.

Pero en cualquier caso, siempre puedes meterle un poquito de caña y si ves que no, bajar el fuego y estar un poco pendiente.

Obviamente calibraje

Pero si ves que cuanto más haces, más se te quema o más se te echa a perder el cocido —estoy demasiado cocinita, pero es que me ha gustado mucho la metáfora.

Si sabes que prolongarlo en el tiempo hace que la cosa se diluya, pues trata de ser más rápido y encontrarás con el calibraje y en la prueba error, encontrarás un poco —ya cada persona es un mundo— que más o menos, hay un patrón, que más o menos se repite.

Que sé yo: cinco, diez, quince, veinte mensajes, no sé decirte, pero no son cien mensajes y no es uno.

Entre uno y cien, vamos a poner, van a ser más 30, que van a ser 90. Y luego, va a haber casos como todo, vas a ver casos de 1 y casos de 100.

Pero sabes que más o menos se mueven por entre 30, 40, o sea, menos de la mitad, es decir, va a ser más de velocidad, de hacerla entrar en estado, despertar su necesidad y satisfacerla que de estar ahí y dibidí, dibidí, no buscando que se activen las defensas, que se piense yo sé que.

Qué mejor quede contigo, ya cuando quedes con ella ya te las apañarás, porque eso en realidad lo que le está comunicando a ella es que para qué va a quedar contigo sí igual ella no percibe en ti que le vas a dar lo que ella necesita.

Experiencias, emociones y por supuesto, entre ellas entra un buen sexo ¿no?

Perfecto, pues nada, antes de que acá lleguemos a los 30 minutos, me despido ya sabes deseándote mucho ánimo, sigue sigue probando, sigue disfrutando del proceso.

Más energía porque la vas a necesitar, porque responder, tratar con mensajitos y todo se requiere de energía, aunque no lo parezca.

Y como siempre digo, independientemente de qué aceptes o no, de que hayas tomado las decisiones que has tomado al responder, saques ¡Excelentes conclusiones!

Podcast relacionados

#32 Juego telefónico

Artículo relacionado

Las 5 claves para que tu Whatsapp sea irresistible para ellas

About the author 

Ray Havana

You may also like

MGTOW Vs PUA | ¿Por qué son lo mismo?

MGTOW Vs PUA | ¿Por qué son lo mismo?

Matrimonio: ¿sigue significando lo mismo? | mi opinión sobre el matrimonio

Matrimonio: ¿sigue significando lo mismo? | mi opinión sobre el matrimonio

¿Son todas las mujeres unas…? (termina la frase) | Hipergamia

¿Son todas las mujeres unas…? (termina la frase) | Hipergamia

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked

{"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}

Subscribe to our newsletter now!